5 febrero

Causas de la caída del pelo


Causas de la caída del pelo
Mariam Herrera
por Mariam Herrera




¿Encuentra cada vez mayor cantidad de cabellos en el peine o en la bañera luego del baño? ¿Nota que su cabello se ha vuelto más delgado y quebradizo? ¿Le inquieta su calvicie incipiente? En este informe, conozca las principales causas de la precoz caída del cabello y los secretos para detenerla definitivamente.

Unos pocos miligramos de testosterona circulando por el torrente sanguíneo son el origen de la mayoría de los problemas de caída del cabello. La testosterona es un andrógeno (hormona sexual masculina) y -curiosamente- al mismo tiempo que hace crecer la barba, el bigote y el vello corporal, provoca la caída del cabello de la cabeza. Sobre el cuero cabelludo, la testosterona se une a los receptores de los folículos pilosos y les ordena detener su actividad.

El folículo piloso, a diferencia de la matriz que hace crecer a las uñas, no trabaja continuamente, sino que descansa cada tanto. El llamado “ciclo del pelo” se compone de las siguientes etapas:

  • Durante 3 a 5 años, fabrica y hace crecer al pelo a razón de aproximadamente 1 cm por mes. Esta etapa de crecimiento se denomina anágena.
  • Luego empieza una fase de transición (catágena).
  • Finalmente, otra etapa de inactividad (telógena), de tres meses de duración durante la cual se cae el pelo.
  • Luego, el folículo piloso retoma su actividad y comienza a fabricar un nuevo pelo.

Ciclo crecimiento pelo

Los 100 mil a 150 mil folículos pilosos que contiene el cuero cabelludo no trabajan al unísono: mientras unos se encuentran en la fase anágena, otros ya la están terminando y otros están en reposo. Es importante entender este proceso para indagar en las causas de la caída del cabello y para lograr más eficacia en los tratamientos.

Otras causas de la caída del cabello

Mala nutrición

Una dieta con deficiencia de proteínas, minerales (especialmente hierro) y vitaminas suele ser un importante causal de la caída del cabello. Los efectos de una mala dieta no repercuten automáticamente sobre el cabello, ya que se requiere de un tiempo prolongado hasta que se agotan las reservas del organismo. Además, como el ciclo del crecimiento del cabello es lento, suele transcurrir un lapso de tiempo aún más prolongado hasta que es perceptible su deterioro.

Mala nutrición pelo

Soluciones

  • Aumente la ingesta de proteínas: incorpore o incremente la proporción de comidas con carne roja, carne blanca y pescado. La leche, el huevo y el queso también son de gran ayuda. La soja y leche de soja pueden ser útiles para quienes no comen carne o productos lácteos.
  • Consuma más hierro y otros minerales: acelga, lechuga, espinaca y otras verduras de hoja verde son un buen aporte de hierro, además de otros minerales importantes para el pelo (como el zinc y el selenio). El hígado ayuda a cubrir los depósitos de hierro del organismo.
  • Incremente la dieta de vitaminas del grupo B: los cereales, las frutas y las verduras sin hervir son el complemento ideal para suplir de manera sana y natural el aporte de vitaminas.
  • Tome complejos de vitaminas y aminoácidos: existen preparados especiales con vitaminas del grupo B, ácido pantoténico y aminoácidos esenciales (cisteína, cistina y metionina). Uno o dos comprimidos diarios durante tres a seis meses pueden revertir eficazmente la caída del cabello.
  • Atención: recuerde que así como se requieren varios meses para que se noten los efectos perjudiciales de una mala dieta, lo mismo sucede con los efectos beneficiosos. Si no los observa rápidamente, no se desaliente. Persevere.

Estrés

Es posible que usted sufra una alopecia (caída del pelo) por causa de tensiones emocionales, familiares o económicas. Aunque los profesionales reconocen que el estrés produce afinamiento, debilitamiento y pérdida acelerada del cabello, los mecanismos que relacionan un hecho con el otro no están del todo establecidos. No obstante, varios trabajos científicos han corroborado que las medidas generales para disminuir el estrés y la ansiedad son beneficiosas para quienes sufren caída precoz del cabello.

Estrés pelo

Soluciones

  • Utilice técnicas de relajación para aliviar el estrés.
  • Las técnicas de visualización creativa pueden ser útiles para aprender a desviar los efectos perjudiciales del estrés.
  • La psicoterapia y el psicoanálisis tradicional permiten entender la íntima relación entre el alma y el cuerpo, además de brindar recursos para evitar las situaciones tensionantes.
  • Aplicaciones tópicas de minoxidil: se cree que esta droga actúa provocando dilatación de los vasos sanguíneos del cuero cabelludo. Ha mostrado efectos positivos en el rebrote del cabello en varones jóvenes (20 a 30 años de edad) con alopecia en la coronilla de no más de cinco años de duración. Debido al lento ciclo del pelo, sus efectos no son evidentes hasta después de seis a nueve meses de uso.
  • Aminexil: este agente actúa inhibiendo la acumulación y rigidez del colágeno en la raíz. Previene el “ahogo” del cabello, evita su envejecimiento prematuro y favorece el crecimiento del nuevo cabello. Se ha constatado un aumento del 5% de la densidad capilar luego de seis semanas de aplicación y la recuperación de 6 mil a 9 mil cabellos en un período de seis meses.

Después de la menopausia

Todas las hormonas influyen en mayor o menor medida sobre el metabolismo de las proteínas, las grasas y los azúcares. En el pelo, como en la piel y las uñas, cualquier trastorno hormonal produce alteraciones. Pequeñas variaciones en más o menos de las hormonas sexuales femeninas (estrógenos) o masculinas (andrógenos) generan cambios en el espesor del pelo, en su textura y su grado de resistencia. Mientras los estrógenos protegen el pelo del cuero cabelludo, los andrógenos provocan la caída del cabello en los sectores más sensibles a su acción y debilitan todo el cabello en general. Luego de la menopausia, los ovarios de la mujer dejan de producir estrógenos. La menor síntesis de hormonas femeninas, comparativamente, es equivalente a un aumento en la producción de andrógenos. Como resultado, es común que el cabello de la mujer tienda a adelgazar, debilitarse y caer en esta etapa de la vida.

Menopausia pelo

Soluciones

  • Terapia de reemplazo hormonal: el uso de comprimidos con estrógenos permite recuperar el nivel hormonal previo a la menopausia.
  • Uso de antiandrógenos: estos fármacos son utilizados en algunos países (aunque no están autorizados en otros por sus efectos secundarios) para restaurar el equilibrio entre los estrógenos y los andrógenos. Los antiandrógenos deben usarse como mínimo durante un año para que sus efectos sean apreciables.
  • Finasteride: esta droga es un antiandrógeno promovido recientemente para la caída del cabello tanto en el varón como en la mujer. Su acción radica en bloquear la transformación de la testosterona en dehidro-testosterona (DHT), la forma activa de la hormona responsable de la caída del cabello. Los mejores resultados se han apreciado en mujeres postmenopáusicas. En varones, en cambio, algunos efectos colaterales como la impotencia, la disminución de la libido y la reducción del número de espermatozoides limitan su uso.

Maltrato

La tracción violenta durante el cepillado, el uso frecuente de ruleros, los agentes decolorantes, las tinturas, el sol, el cloro de las piletas y los secadores eléctricos son agresiones al cabello. Además, la mala higiene del cabello también puede afectar: como estará mal nutrido, será más débil, delgado, quebradizo y tendrá menor resistencia a los agentes físicos (sol, viento, y agua).

Tracción pelo

Soluciones

  • Lave su cabello con la frecuencia necesaria para que quede dócil, manejable, brillante y fácil de peinar. No tema lavarlo todos los días, siempre que utilice un champú de buena calidad y lo enjuague con abundante agua al finalizar el lavado.
  • Elija el champú adecuado: los champús con proteínas, siliconas o colágeno crean una capa protectora alrededor del pelo y son apropiados para cabelleras con largo tiempo de maltrato.
  • Elija dos marcas distintas de champú y de acondicionador según las características de su cabello (seco, grasoso, teñido, etc.) y úselas alternadamente.
  • Seque el cabello naturalmente, con una toalla, dando leves palmaditas o haciendo correr la toalla suavemente a lo largo del cabello.
  • Si tiene pelo largo, comience el peinado desenredándolo suavemente con los dedos para no tironearlo. Péinelo delicadamente, comenzando por las puntas y ascendiendo luego. Utilice desenredantes que le faciliten el peinado.
  • Utilice crema de enjuague. Puede suavizar y dar mejor aspecto al cabello.

Luego de un cuadro febril o embarazo

Al elevar la temperatura corporal, la fiebre acelera todos los procesos fisiológicos. Entre ellos, también el ciclo del pelo. Algo similar ocurre con los elevados niveles hormonales durante el embarazo. El resultado: son más los cabellos que avanzan más rápido hacia la fase de reposo final y caída (fase telógena). Nosotros lo advertimos como una pérdida inusualmente aumentada de cabellos, y no suele durar más de dos o tres semanas.

Soluciones

En estos casos no se precisa una solución, porque el incremento de la caída del cabello luego del embarazo o de enfermedades febriles es absolutamente normal. Todos los cabellos que se caigan volverán a crecer y, en muchos casos, crecerán renovados, con mayor grosor, textura y color.

Cuándo consultar al médico

  • Si la caída del cabello se acompaña de cambios en la coloración, picazón o descamación de la piel del cuero cabelludo (que puede ser el indicio de una infección bacteriana o micótica).
  • Cuando se cae no solamente el cabello sino también el pelo de otras partes del cuerpo. Esto puede deberse a una intoxicación con algún elemento químico (talio, por ejemplo) o por contacto inadvertido con algún veneno utilizado en el hogar.
  • Si se presenta una caída aguda y masiva del cabello en varones sin antecedentes hereditarios de calvicie o en mujeres antes de la menopausia.
  • Cuando la caída del cabello viene acompañada de fatiga, debilidad, palpitaciones, mareos frecuentes y palidez en la piel y en las mucosas (síntomas de anemia debida a la falta pronunciada de hierro, vitamina B12 o glóbulos rojos).
  • Cuando se asocia con palpitaciones, nerviosismo, temblores y pérdida de peso y del apetito (síntomas de hipertiroidismo).
  • Cuando se asocia con fatiga, sensación de pesadez corporal, aumento de peso, reflejos lentos, piel seca y rugosa, y pérdida de la capacidad de concentración (síntomas de hipotiroidismo).

La opción quirúrgica

La cirugía es la única solución para las alopecias cicatrizales (producidas por traumatismos, quemaduras o infecciones). También es la opción remanente para la alopecia androgenética (calvicie común del varón) avanzada luego de haber intentado sin éxito el uso de aplicaciones locales de drogas. Existen distintas opciones quirúrgicas:

  • Trasplante de cabello: se puede utilizar el propio cabello de la región de la nuca (que no es sensible a la acción de los andrógenos) o cabello sintético. Actualmente se han desarrollado técnicas de miniinjertos y microinjertos, que permiten transplantar el cabello en grupos de uno a cuatro pelos.
  • Reducción quirúrgica de la calva: en este procedimiento se aprovecha la gran elasticidad de la piel, sustrayendo porciones de cuero cabelludo calvo. Esta técnica es ideal para la calvicie de la coronilla o las alopecias cicatrizales en distintas zonas del cuero cabelludo.
  • Expansión con siliconas del cuero cabelludo: este procedimiento se combina con el anterior. Se inyectan siliconas en la región con cabello para extender aún más su superficie. Luego se extrae piel de la zona calva y se reemplaza con colgajos de piel con cabello.


Compartir en Google+ Facebook Twitter



Lo más Reciente en el Blog




0 Comentarios

¡Se el primero en comentar!

Escribir un Comentario


He leido y comprendido el Aviso Legal.

¡Si ves esto, no llenes este campo!

Nota: Agradecemos tu participación. Te pedimos que mantengas en tus opiniones la debida educación y el respeto a las opiniones de los demás usuarios. En caso contrario, Revista-ideasonline.org se reservará el derecho a publicarlas. Los comentarios serán revisados antes de ser publicados.